Portada » 2022

COMUNICADO: La violencia policial en la frontera continúa causando víctimas mortales en Marruecos.

Ante lo acontecido en las playa de AKHFENNIR donde una joven migrante falleció tras la intervención de las fuerzas policiales marroquíes.

Ayer, lunes 12 de septiembre, una joven migrante murió como consecuencia de las heridas producidas por un disparo de bala en el pecho, de acuerdo con el testimonio de las personas ahí presentes cuando las fuerzas policiales marroquíes intentaban evitar que la barca en la que pretendían cruzar a España entrase en el agua. La joven formaba parte de un grupo de 35 personas, marroquíes y subsaharianas, que se disponían a subir en una embarcación en una playa situada entre las localidades de Akhfennir y Tarfaya, en Marruecos.

Cuando las autoridades llegaron al lugar desplegaron un operativo violento para evitar la salida de la embarcación en el transcurso del cual llegaron a usar armas de fuego con munición letal.

La joven fallecida no ha sido la única víctima de esta violencia policial. Varias personas más del grupo han debido ser ingresadas en el hospital, entre ellas tres chicos marroquíes en estado muy grave. Uno de ellos, que se encuentra en la Unidad de Cuidados Intensivos, ha recibido un disparo de bala en la espalda. Asimismo, dos jóvenes han sido atropellados por un coche mientras intentaban huir del lugar del ataque.

A la luz de estos hechos, las organizaciones firmantes de este comunicado expresamos lo siguiente:

  • El empleo de armas de fuego frente a población civil no armada evidencia una vez más el incremento exponencial del uso  la fuerza por parte de las fuerzas de seguridad estatales en sus actuaciones en territorio fronterizo, considerándose a las personas migrantes como una amenaza en vez de como sujetos de cuidado y derecho.
  • La ausencia de mecanismos de control y supervisión de las actuaciones policiales perpetúa la impunidad del uso de la fuerza contra las comunidades en movimiento, negando a las víctimas su derecho a la reparación frente a los daños sufridos y contribuyendo a su desprotección frente a ataques contra su integridad física, moral y psicológica
  • La externalización del control de las fronteras por parte de la Unión Europea y del Estado español al Reino de Marruecos, recientemente refrendada con la asignación de una partida de 500 millones de euros del presupuesto comunitario (un incremento del 44,5% respecto al ejercicio anterior), continúa agravando la situación de extrema vulnerabilidad en la que se encuentran las personas migrantes en estos territorios y vulnerando de forma sistemática el derecho fundamental a la vida

No podemos seguir asumiendo, tras los luctuosos sucesos mortales de la Valla de Melilla, que los Derechos Humanos estén condicionados a las colaboraciones económicas entre países.

Descanse en paz. Verdad, justicia y reparación para las víctimas.

13 de septiembre de 2022.

Este comunicado está abierto a adhesiones, envíe el nombre de su organización a info@caminandofronteras.org

Ca-minando Fronteras

Asociación Apoyo

CIEs no Madrid

Comisión de Derechos Humanos del Iltre Colegio de Abogados de Baleares

Coordinadora de Barrios

Asociación Karibu

CP San Carlos Borromeo

Solidary Wheels

Asociación Elin

Mundo en Movimiento

Red Solidaria de Acogida

Balears Acollim

El Gobierno español deporta a un ciudadano de Costa de Marfil a Marruecos

A pesar de que el Juzgado de instrucción número tres de Las Palmas de Gran Canaria acordó mediante auto la suspensión de la devolución la Policía procedió a devolver al joven L. S , de solo 23 años a Marruecos, un país del que no es nacional y en el que no tiene ningún tipo de vínculo personal.

L.S fue deportado en avión hasta Casablanca donde fue entregado a las autoridades marroquíes sobre las 23:30 de la noche (hora peninsular).

Nuestras organizaciones fueron requeridas por el Señor L. S. ante su inminente devolución a Marruecos y el riesgo que la ejecución de la misma supone para su integridad física y mental.

“La policía me informó de que no podían enviarme a mi país y que la Embajada de Costa de Marfil aceptaba mi expulsión a Marruecos. Pude ver el billete que había encima de la mesa y ponía Casablanca. Tengo miedo, Marruecos no es un país seguro para nosotros los subsaharianos”.

La abogada que representa al Señor L. S. intentó prestarle asistencia en el CIE de Barranco Seco durante los días siete y ocho pasados, encontrándose siempre con la negativa de los agentes policiales a permitir la entrevista.

No consta que el Gobierno español haya cumplimentado ninguno de los trámites previstos en el Acuerdo Bilateral con Marruecos y el Sr. L.S no fue informado hasta 24 horas antes de que iba a ser devuelto a un país que no es el suyo

Ca-minando Fronteras y Coordinadora de Barrios denunciamos : 

  • El Señor L.S. forma parte de un grupo sistemáticamente expuesto a una práctica de tratos inhumanos y degradantes en Marruecos por parte de las autoridades de dicho país, lo que supone la violación del artículo 3 CEDH. Las investigaciones realizadas durante los últimos años constatan que aunque Marruecos es signatario de Tratados Internacionales, en la práctica los derechos fundamentales no son protegidos, siendo la situación de las personas migrantes subsaharianas de especial preocupación. Así, las autoridades marroquíes hacen uso de, o toleran, prácticas contrarias a los principios establecidos por el Convenio.
  • El Señor L.S. ha sido privado de su derecho a ser representado en tiempo y forma por la letrada por él mismo designada, causando un perjuicio en sus intereses legítimos.
  • El Señor L. S. puede encontrarse en una situación de riesgo que afecta a su integridad física y mental si la devolución se ha ejecutado a pesar de existir una resolución judicial que lo impedía.
  • Los derechos humanos en Canarias se han convertido en moneda de cambio de los intereses geoestratégicos de la región, en concreto del Reino de Marruecos. Prácticas como estas suponen una injerencia en la democracia de la Comunidad Canaria y abren un precedente muy grave en las relaciones bilaterales hispano-marroquíes.

Solicitamos a la Diputación del Común que agilice los procesos de reagrupación familiar de la infancia migrante

infancia reagrupacion rrpp canarias

Tenerife, 6 de septiembre de 2022. Ca-minando fronteras insta a la administración insular a movilizar medidas efectivas para prevenir la separación de las niñas y los niños migrantes de sus familias.

Los trámites para el encuentro entre menores y adultos tardan hasta más de cuatro meses, algo que resulta en un sufrimiento e incertidumbre añadidos a la ya difícil situación que atraviesan las personas en su trayecto migratorio.

Los menores migrantes llegados a las Islas Canarias «se encuentran separados de su núcleo familiar directo». Es lo que transmitió nuestro compañero Lucas Vaquero, responsable del programa de personas desaparecidas de Ca-minando Fronteras a la adjunta segunda de la Diputación del Común, Milagros Fuentes. En una reunión a la que también asistió la letrada de nuestro colectivo María Vieyra, reclamamos un abordaje ágil que garantice la reagrupación familiar de la infancia migrante con sus progenitores a la mayor brevedad.

Instamos al Alto Comisionado del Parlamento de Canarias para la defensa de los derechos fundamentales y libertades públicas de los ciudadanos a que movilice soluciones al problema en colaboración con la Dirección General de Protección a la Infancia y la Familia del archipiélago, a quienes hemos solicitado información sobre protocolos de reagrupación que se están aplicando actualmente.

En la reunión, precedida de una rueda de prensa conjunta, transmitimos nuestra labor de mediación desde el eje de trabajo sobre derecho a la vida, así como desde el programa de personas desaparecidas. En Ca-minando Fronteras abordamos casos de infancia migrante –en particular de menores en edades tempranas– que son separados de sus madres y padres a su llegada el Estado español a la espera de que las autoridades confirmen que los adultos que les acompañan o bien los que reclaman a sus hijas e hijos desde otro estado de europeo son efectivamente sus familiares. Esta dolorosa medida suma un sufrimiento al ya de por sí penoso trayecto migratorio en el que se encuentran tanto las niñas y niños migrantes como, en muchos casos, sus adultos de referencia.

En lo que va de 2022 hemos acompañado desde nuestro colectivo una decena de casos de reagrupación, de los cuales la mitad se han resuelto favorablemente. Trasladamos al gobierno insular la importancia de abordar cada caso en su particularidad. Aún así, insistimos en la especificidad de los casos en que las niñas y niños migrantes viajan sin sus progenitores y cuya tutela y acogida es reclamada por familiares que se encuentran en territorio europeo, bien en España o en otro Estado del continente. Apuntamos a la necesidad de agilizar los trámites de reagrupación siempre que sea posible y a facilitar una comunicación fluida con sus parientes.

Un mes tras la masacre de Melilla-Nador: Seguimos exigiendo justicia

Hoy, día 24 de julio, se cumple un mes de la masacre de Melilla-Nador. Desde el Colectivo Ca-minando Fronteras, en nuestro informe Monitoreo del Derecho a la Vida 2022, publicamos un análisis específico del antes y las consecuencias de lo sucedido el 24 de junio.

Murieron cuarenta personas y centenares quedaron heridas. Las causas de estas violaciones de derechos humanos: asfixiadas por los gases, aplastadas por las caídas, golpeadas por las botas de los militares, porras, porras eléctricas, tiroteadas con balas de fuego y la negación de auxilio por parte de España y Marruecos. Decenas de heridos, entre ellos adolescentes, fueron devueltos desde España.

Desde hacía meses, tras el acuerdo hispano-marroquí, las comunidades migrantes venían soportando violencias cada vez más agresivas. Los asentamientos en el bosque eran un espacio de guerra: incursiones militares, uso de gases lacrimógenos, destrucción de alimentos, medicinas, agua, ropa… Un ataque sistemático a su salud física y mental.

Los días anteriores, las autoridades marroquíes les habían amenazado con una violencia aún mayor, intensificándose los ataques y quedando decenas de ellas heridas. El día de la masacre lo único que les quedaba para resistir era su propio cuerpo y la suma de fuerzas individuales.

Tras la tragedia, se desató una crisis humanitaria. Centenares de personas heridas con cuadros de estrés post-traumático fueron devueltas al sur y deportadas a la frontera con Argelia.

Sesenta y cinco personas están sufriendo un proceso de criminalización, un grupo está siendo enjuiciado en el Tribunal de Apelación de Nador, enfrentándse hasta a 20 años de prisión. Todas se encuentran en prisión preventiva. Cientos de personas quedaron heridas, fueron desplazadas forzosamente despojadas de sus pertenencias: teléfonos, ropa, el poco dinero que tenían, incluso zapatos para impedirles andar.

«He ido a la frontera unas cuantas veces pero nunca habían hecho algo con tanta violencia, los tiempos anteriores habían sido muy duros. Era una catástrofe, era como si lo tenían todo preparado, nos hacían ir hacia delante y cuando llegamos adelante, entonces llegaron por detrás. Estábamos rodeados «.

La situación de crisis humanitaria ha sido documentada gracias a la implicación de las comunidades migrantes y al desplazamiento de un equipo de defensores de derechos en cuatro misiones humanitarias realizadas en Beni Enzar, Oujda, Nador y Casablanca, acompañando a un total de 862 personas en el momento de la publicación de este informe. Del total de personas acompañadas, un treinta por ciento son menores de entre quince y diecisiete años y un cinco por ciento, niños de entre once y catorce años.

«Los militares nos han matado, lo he visto con mis propios ojos. Estoy vivo, Dios ha querido que viva, pero he perdido a cinco de mis amigos. Los vi morir con mis propios ojos».

Descansen en paz. VERDAD, JUSTICIA, REPARACIÓN para las víctimas.

Lee el análisis completo aquí.

Primer semestre 2022 en frontera: 978 víctimas de la necropolítica

Valencia, 20 de julio de 2022

El colectivo Ca-minando Fronteras presenta, hoy miércoles 20 de julio de 2022, las cifras del monitoreo de la frontera realizado durante el primer semestre del presente año. El informe ha estado acompañado de una rueda de prensa de la mano de Helena Maleno, Coordinadora del Colectivo Ca-minando Fronteras, y María González, responsable del Eje Derecho a la Vida. Se han contabilizado, en lo que va de año, 978 víctimas en la Frontera Occidental EuroAfricana. Los datos directos, de fuentes primarias, se han cotejado con fuentes oficiales, comunidades migrantes y organizaciones sociales en terreno con las que Ca-minando Fronteras está contacto de forma permanente. Para la organización, y su labor como Observatorio de Derechos en las Fronteras, los datos documentados resultan en:

  • 18 embarcaciones desaparecidas con todas las personas a bordo
  • De las 978 víctimas totales, 938 personas han muerto o desaparecido en el mar y otras 40 murieron en la valla de Melilla
  • 118 mujeres y 41 niños y niñas han perdido la vida en el mar en el transcurso del 2022
  • El 87’83% de las víctimas siguen sin ser identificadas

Una vez más, se han clasificado las vías de acceso a España en cuatro rutas diferentes: i) Ruta Canaria, ii) Ruta de Alborán, iii) Ruta Argelina y iv) Ruta del Estrecho. De nuevo, la mayoría de las víctimas se han registrado en la Ruta Canaria, hasta 800 personas han perdido la vida en los 28 naufragios sucedidos en esta ruta. Por otra parte, en la Ruta de Alborán, los 3 naufragios que fueron recogidos en este período elevaban a 35 las personas fallecidas. En cuanto a la vía argelina, se tiene conocimiento de 11 naufragios que resultaron en 101 víctimas. Por último, en el Estrecho, dos naufragios dejaron dos personas fallecidas. A todas estas víctimas se les suman las 40 muertes en la frontera terrestre, entre Nador y Melilla, a raíz de la tragedia del 24 de junio.

En una mirada más amplia al transcurso del semestre, los meses de enero y junio concentran la mayoría de víctimas, con 306 y 290 personas fallecidas respectivamente. En promedio, 5 personas perdieron sus vidas cada día del primer semestre de 2022 en la Frontera Occidental-EuroAfricana. Las víctimas procedían de hasta 23 países diferentes, entre los que se encuentran Marruecos, Argelia, Guinea Conakry, Costa de Marfil, Senegal y Siria.

El informe también incluye un análisis específico sobre la masacre sucedida el 24 de junio en la valla de Melilla/Nador. Durante meses, las comunidades migrantes venían soportando violencias cada vez más agresivas afectando gravemente a su salud física y mental. El día 24 lo único que les quedaba para resistir era su propio cuerpo y la suma de fuerzas individuales, los días de antes, las autoridades marroquíes les habían amenazado con una violencia aún mayor.

Sesenta y cinco personas están sufriendo un proceso de criminalización, un grupo está siendo enjuiciado en el Tribunal de Apelación de Nador, enfrentándse hasta a 20 años de prisión. Todas se encuentran en prisión preventiva. Cientos de personas quedaron heridas, fueron desplazadas forzosamente despojadas de sus pertenencias: teléfonos, ropa, el poco dinero que tenían, incluso zapatos para impedirles andar.

«He ido a la frontera unas cuantas veces pero nunca habían hecho algo con tanta violencia, los tiempos anteriores habían sido muy duros. Era una catástrofe, era como si lo tenían todo preparado, nos hacían ir hacia delante y cuando llegamos adelante, entonces llegaron por detrás. Estábamos rodeados«.

La situación de crisis humanitaria ha sido documentada gracias a la implicación de las comunidades migrantes y al desplazamiento de un equipo de defensores de derechos en cuatro misiones humanitarias realizadas en Beni Enzar, Oujda, Nador y Casablanca, acompañando a un total de 862 personas en el momento de la publicación de este informe. Del total de personas acompañadas, un treinta por ciento son menores de entre quince y diecisiete años y un cinco por ciento, niños de entre once y catorce años.

Descarga el informe completo aquí: Informe del Monitoreo DALV – Primer semestre 2022

Download the full report here: Monitoring ‘Right To Life – January-June 2022’ (English version)

Téléchargez le rapport complet ici : ‘Suivi Droit à la Vie – Premier semestre 2022’ (version française)

Descarrega l’informe complet aquí: ‘Monitoratge del Dret a la Vida – Primer semestre 2022’ (versió catalana)

COMUNICADO: 29 MUERTES EN LAS FRONTERAS EUROPEAS

El acuerdo de inmigración entre España y Marruecos asesina

ACTUALIZACIÓN: Confirmadas treinta y siete víctimas de la tragedia. Las cifras no son definitivas pueden seguir aumentando.

Los trágicos sucesos del 24 de junio de 2022 en la frontera entre Nador y Melilla, en Marruecos, son un violento recordatorio del fracaso de las políticas migratorias basadas en la seguridad. Los 27 muertos y los cientos de heridos tanto del lado de los migrantes como de las fuerzas policiales marroquíes son el símbolo trágico de las políticas europeas de externalización de las fronteras de la Unión Europea (UE), con la complicidad de un país del Sur, Marruecos. La muerte de estos jóvenes africanos en las fronteras de la «Fortaleza Europa» nos alerta sobre el carácter mortífero de la cooperación en materia de seguridad sobre la inmigración entre Marruecos y España.

Las condiciones de la tragedia de este viernes 24 de junio se vienen sucediendo desde hace varias semanas. Las campañas de detenciones, las redadas en los campamentos y los desplazamientos forzados contra las comunidades migrantes en Nador y su región presagiaban este drama escrito de antemano. La reanudación de la cooperación en materia de seguridad en el ámbito de la migración entre Marruecos y España en marzo de 2022 ha tenido como consecuencia directa la multiplicación de las acciones coordinadas entre ambos países.  

Estas acciones están marcadas por las violaciones de los derechos humanos de las personas migrantes en el norte (Nador, Tetuán y Tánger), así como en Laayoune, Dakhla. El drama de este día tan triste es la consecuencia de una presión planificada contra los exiliados.

Desde hace más de un año y medio, los emigrantes de Nador no tienen acceso a medicamentos ni a atención sanitaria, sus campamentos han sido incendiados y sus bienes saqueados, sus escasos alimentos destruidos e incluso se ha confiscado la poca agua potable de la que disponen en los campamentos.  

Estas expediciones punitivas han provocado una espiral de violencia en ambos bandos. Una violencia condenable sea cual sea su origen, pero que recuerda la violencia sistémica a la que las comunidades migrantes de Nador han sido sometidos durante años por las fuerzas del orden tanto españolas como marroquíes. Estas prácticas han sido condenadas en numerosas ocasiones por organismos nacionales, regionales y de la ONU.

Ante esta nueva tragedia en las fronteras, y dada la magnitud del número de víctimas humanas, que desgraciadamente se verá incrementado, las organizaciones firmantes de este comunicado anuncian lo siguiente:

  • Expresamos nuestras más profundas condolencias a las familias de las víctimas, tanto entre los migrantes como en las filas de las fuerzas del orden.
  • Condenamos la falta de atención rápida a los migrantes heridos, que ha aumentado el número de víctimas. Exigimos que se preste una atención sanitaria adecuada y de calidad a todos los hospitalizados a raíz de esta tragedia
  • Exigimos a las autoridades marroquíes que procedan a la identificación y devolución de los restos de las víctimas a sus familias, en colaboración con las comunidades de migrantes.
  • Exigimos la apertura inmediata de una investigación judicial independiente tanto por parte de Marruecos como de España, así como a nivel internacional para esclarecer esta tragedia humana.
  • Exigimos el fin de las políticas criminales financiadas por la Unión Europea y sus numerosos cómplices, los estados, diversas organizaciones internacionales y varias organizaciones de la sociedad civil que subcontratan estas políticas criminales.
  • Hacemos un llamamiento a las representaciones diplomáticas de los países africanos presentes en Marruecos para que asuman plenamente sus responsabilidades en materia de protección de sus ciudadanos, en lugar de ser cómplices de las políticas en curso.
  • Hacemos un llamamiento a las organizaciones y movimientos de derechos humanos y derechos de los migrantes para que se movilicen en este momento crítico en el que el derecho a la vida está más que nunca en peligro.

25 de junio de 2022, Rabat.

Este comunicado está abierto a adhesiones. Envíe el nombre de su organización a comunicadonador@gmail.com.

FIRMANTES: